Página dedicada a Fisioterapeutas y Estudiantes del Área.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

martes, 27 de marzo de 2012

lunes, 26 de marzo de 2012

Evaluación Neurológica, Diagnóstico Fisioterapéutico y CIF

Siguiendo con el tema de diagnóstico fisioterapéutico, ya habiendo avanzado en varias entradas, a destacar: diagnóstico fisioterapéutico y CIF (II) (leer aquí) y diagnóstico fisioterapéutico para la toma de decisiones (leer aquí), hoy dejo un capítulo sobre lo mismo pero basado en el área neurológica y la equivalencia de la valoración con la CIF. Tomado de Fisioterapia en Neurología, 2012




domingo, 25 de marzo de 2012

Función de la actividad física y el ejercicio en la prevención y la rehabilitación de la enfermedad (Infografía)

Para los lectrores asiduos, es bien sabido que este blog vela por el rol de PREVENCIÓN  que tiene el Fisioterapeuta y por ende hay muchas entradas relacionadas con el ejercicio físico y la salud, haciendo mención importante a algunas de ellas: Aspectos Interrelacionados en el Funcionamiento FísicoUna medicina llamda EJERCICIO FÍSICO y 10 Datos de la Actividad Física que todo FT debe saber ( hay mucho más en las etiquetas de Actividad Física y en Ejercicio ). Hoy retomo nuevamente esa línea para no olvidar que somos parte de las ciencias del movimiento y poseemos un recurso que nunca CADUCA ni pasa de MODA: EL ejercicio físico, pero para que funcione hay que saber como en cualquier medicina, la relación: dosis-respuesta, sin embargo, no es la idea de hablar de eso ( ya se ha hecho en otras entradas); hoy sólo traigo una INFOGRAFÍA relativa a la inactividad física y su consecuente incidencia en la aparición de enfermedades crónicas que se pueden PREVENIR ya que la actividad física regular es la mejor defensa contra la aparición de numerosas enfermedades y trastornos.


                   Tomado y  Modificado de Heyward. (2008)

Ya para terminar dejo unos vídeos motivacionales de varias propuestas para atacar al sedentarismo y concientizar a las personas.




jueves, 22 de marzo de 2012

Diagnóstico Fisioterapéutico y la CIF (II)

Esta entrada la hago por solicitud de algunos estudiantes que aún tienen dificultad con el manejo de la CIF así como con el Diagnóstico Fisioterapeutico, ya en una entrada anterior hice una introducción (leer aquí) así que en ésta sumo dos materiales que considero pueden orientarlos más en el entendimiento de los mismos. Y sirva la misma, para aclararles a algunos colegas ciertas dudas en el manejo de este lenguaje y lo importante de que las valoraciones sean consecuentes con la CIF.


_________________________________________________________________________




sábado, 17 de marzo de 2012

Ultrasonido: ¿sirve o no sirve? Vs. ¿El Fisioterapeuta sabe o no sabe prescribir el ultrasonido??

En estos días estaba leyendo algunos foros y me encontré algo así " ese cacharro no sirve para nada según los estudios", "no hay evidencia de que el ultrasonido sirva para algo", etc... y cosas así, seguí leyendo el debate y alguien se le ocurrió salir a defender al US alegando que hay investigaciones que si demuestran el uso del US y su efectividad en ciertas condiciones, pues mala idea: el administrador de la página le contestó "que él no tenía evidencia de que funcionara, y que mientras no las tuviera el cacharro ese seguiría llenándose de polvo". 

La palabra "cacharro" no es usada mucho en nuestro país, sin embargo, hay mucho colegas que se suscriben a ese pensamiento y andan de buenas a primeras gritando a los 4 vientos que el ultrasonido no sirve para nada, el TENS tampoco, el otro tampoco, nada sirve...perfecto, ese no es el problema, mi problema es que entonces yo debo de vivir en un mundo paralelo, porque por ejemplo yo si conozco estudios, EVIDENCIAS de que el US si sirve para algo, y para muestra una sola imagen que recopila unos pocos estudios "actuales". 

En fin, yo seguiré en mi mundo paralelo, pero creo que no se puede ser extremista, si bien el US NO SIRVE PARA TODO, ¡SI SIRVE PARA ALGO!, así que ya muchos pueden ir desempolvando el US, y otros dejar de perder el tiempo en ponerlo en cervicalgias y demás temas musculares para realmente colocarlo en los tejidos diana para el ultrasonido.

Ya para terminar y con relación a lo anterior, dejo 3 conclusiones de la APTA publicadas en su estudio, para entender que el problema no es el ULTRASONIDO sino NOSOTROS.



Y ahora si, la imagen de mi mundo paralelo que si demuestra las EVIDENCIAS de la efectividad del US en el tejido diana acertado:

                      LIPUS: low intensity pulsed ultrasound (Ingles) = Ultrasonido Pulsado de Baja Intensidad (Español)

Y dejo por aquí uno para el TENS:

 



Lo importante en la ciencia no es tanto obtener nuevos hechos, sino descubrir nuevas formas para pensar en ellos.
                                                William L. 

domingo, 11 de marzo de 2012

Cerebro y Movimiento en una sola frase de Perfetti


Cosas de la Osteopatía




Tomo prestada una frase del colega Rubén Tovar: "Definitivamente hablar de osteopatía no está exenta nunca de polémicas, es como si se hablase de política". En una entrada anterior hice mención al revuelo que se estaba formando debido a la caída del modelo Biomecánico-Esctrucutral (una de las principales bases teóricas de la Terapia Manual, leer aquí). Considerando lo anterior y como dije en la entrada citada, no es mi área, así que busqué información para poder darle respuesta a muchas interrogantes que me han hecho llegar, de manera tal que lo expuesto aquí es parte, algo así como un collage de conocimientos expresados por fisioterapeutas con estudios en osteopatía, que en su momento dieron respuesta a través de sus medios partiendo de la entrada realizada en "la ciencia y sus demonios" ( blog que se caracteriza en poner los puntos sobre las "ies" través de sus críticas escépticas y revisiones científicas, denunciando muchas veces las cosas absurdas de lo que muchos quieren llamar ciencia) "demostrando una envidiable capacidad de respuesta, una buena salud mental, capacidad crítica y argumentación científica" (Samuel Franco Domínguez).

Aclaro que no se trata pues, de despreciar la osteopatía, sino de manifestar la necesidad de que se adecue a un marco teórico actual, con base al cuál actuar con mayor seguridad. 


 Tomado de la ciencia y sus demonios.com

Una vez leído lo anterior, a continuación presento algunos extractos que surgieron como respuesta y que están basados en CIENCIA y en la INVESTIGACIÓN:
"Suena genial, y si tienes 22 años y poca experiencia en esto de la evidencia científica, te lo tragas todo como un pollito. Y recomiendas los tratamientos a tus pacientes. Y a tu madre. Y pasan los años y dices ¡Que demonios, voy a matricularme! Pero ahora tienes 27, y al leerte los temarios encuentras que muy pocos se basan en criterios de evidencia o investigación. Así que eliges uno de los que si. Y ahí empieza el desastre. 
Escuchas: De esto no hay evidenciaO esta técnica ha mostrado eficacia en la clínica, pero las revisiones dicen que no es significativa. La manipulación con técnicas de alta velocidad y baja amplitud es útil en ciertas patologías de la columna, pero los ensayos clínicos aleatorizados dicen que su eficacia no es superior a la movilización de tipo Maitland o McKenzie. Un momento. Para el carro ¿Me quieres decir que con los años y la pasta que me ha costado aprender a crujir cuellos, ahora resulta que es igual de bueno, o de malo, que lo que hacía antes? ¿Y encima tiene más riesgos? 
Y eso con la osteopatía estructural, que tiene bastantes usos muy útiles cuando te ganas la vida moviendo las articulaciones del personal. Pero no hablemos de la craneal. O lavisceral. Porque ahí es donde empieza la magia. Es muy complicado explicar como hay gente que, con unos conocimientos absolutamente abrumadores sobre anatomía y embriología, llegan a creer a pies juntillas ciertas cosas. Os dejo un ejemplo de un manual de referencia, de alguien muy conocido en el ámbito docente de la Osteopatía, François Ricard. Ni siquiera soy capaz de explicar el esfuerzo que supone dominar la anatomía del cráneo humano con el nivel de detalle que destilan algunos. 
Pero me he vuelto a desviar. Resulta que lo primero que te enseña un señor francés muy sabio y muy viejo es a "sentir" una cosa llamada ritmo respiratorio primario, descrito porUpledger y Vreedevogd, "una respiración interna y profunda, que entra en acción antes de la respiración pulmonar y es fundamental para el conjunto del organismo (se puede palpar hasta 15 min. post mortem). Se expresa con diferentes niveles de percepción: el ritmo cráneo- sacral (o impuso rítmico craneal), el ritmo medio y la marea larga (long tide)". Muchos habréis reconocido el típico aroma magufo en cada una de las frases, pero no hace falta que os esforcéis mucho: ese ritmo no existe y no es más que una percepción del examinador, como demuestran estos estudios:

 Clic en la imagen para ampliar
 -------


-----

Por resumir, diremos que cuando te enseñan a "sentir" ese ritmo (que es en lo que se va a basar más tarde el tratamiento), y ves que tú o tus compañeros no notáis lo mismo que el profesor, es, simplemente, porque cada uno estáis valorando una cosa diferente, influída por vuestra frecuencia respiratoria y cardíaca, y la del paciente examinado. No es una cuestión de entrenamiento, es que no existe. Como los unicornios y las hadas. Y a poquito que busques, empiezas a encontrar perlas como esta.

Y cito a Steve Hartman y James Norton en la revista de la APTA:

Phys Ther. 2002 Nov;82(11):1146-7.

Craniosacral therapy is not medicine. 



We believe that Sutherland's Primary Respiratory Mechanism is invalid. “Cranial” rhythms cannot be generated through organic motility of brains because neurons and glial cells lack the dense arrays of actin and myosin filaments required to produce such movement. Other hypotheses regarding genesis of this rhythm (eg, Upledger's “pressurestat” model 2) remain purely speculative. Movement between the sphenoid and occipital bones at their bases is impossible past late adolescence because, by then, they have become one very robust bone.36 Movement among components of the cranial vault also is impossible in most adultsbecause coronal and sagittal sutures usually have begun to ossify by age 25 to 30 years and the lambdoidal suture only slightly later. 79 Interexaminer reliability is approximately zero, many published coefficients have been negative, and the most parsimonious explanation for data collected thus far is that practitioners are imagining the cranial rhythm1 Finally, even if purported cranial and intracranial movements are real, are being propagated to the scalp, and are being assessed accurately by practitioners, there is no reason to believe that parameters of such movements should be related to health and no scientific evidence that they can be manipulated to a patient's health advantage.

Y traduzco (pido perdón por los posibles errores):

Creemos que el mecanismo del Movimiento Respiratorio Primario de Sutherland no es válido. Los ritmos craneales no pueden ser generados por la movilidad orgánica del cerebro, porque las neuronas y células gliales carecen de la densa formación de filamentos de actina ymiosina necesarios para producir semejante movimiento [...]. El movimiento entre los huesos esfenoides y occipital en sus bases es imposible pasada la adolescencia tardía [...]. El movimiento entre los componentes de la bóveda craneal tampoco son posibles en la mayoría de los adultos [...]. La fiabilidad interexaminador es aproximadamente cero, y se han publicado coeficientes negativos; la explicación más sencilla de los datos publicados es que los profesionales están imaginando el ritmo craneal. Finalmente, incluso aunque los pretendidos movimientos craneales e intracraneales fueran reales,  se transmitan a través del cuero cabelludo, y sean percibidos con precisión por los profesionales, no hay razón para creer que parámetros de esos movimientos deban tener relación con la salud, ni evidencia científica de que puedan ser manipulados para el beneficio de la salud del paciente.

Luego viene el tratamiento de la sinusitis o la cefalea con la "movilización de los huesos del cráneo", unidos por suturas (hace falta una sierra para separarlas si eres neurocirujano). Los osteópatas craneo-sacros afirman poder modificar la movilidad y la relación de presiones entre estos huesos usando las manos (algunos afirman que con una presión inferior a la de una moneda de cinco centavos), algo sobrenatural si tenemos en cuenta que hay estudios que han demostrado que esa presión ni siquiera sirve para alterar la presión intracraneal ni provocar cambios significativos en las suturas craneales de conejos blancos de Nueva Zelanda:

 La ciencia aun está debatiendo si cosas como mover un hombro de una determinada manera hace que te recuperes antes, de modo que me parece muy aventurado, por decir algo, que nos podamos atrever con ciertas técnicas empíricas que abogan por presionar los globos oculares, o manipular el interior de la vagina para tratar una endometriosis. Aun así, me alegro de que haya un movimiento dentro de la osteopatía para adecuar sus prácticas al marco científico actual: Scientific European Osteopath Association (que hace pensar en que el resto de osteópatas no son científicos)." 
C. Castaño.
__________________________________________________________________________
"Estudié fisioterapia hace unos quince años, y pronto fui decantándome hacia la especialización (que no especialidad, de momento) en el tratamiento de los desórdenes músculo-esqueléticos y del movimiento.

Me formé en osteopatía poco después, ya que por entonces no había mucha más opción de formación complementaria a la fisioterapia, sobre todo para aquellos que nos interesaba mejorar nuestras aptitudes en el campo de la Terapia Manual.

(...)Pasaron los años y, una vez agotado el tema estructural, el afán holístico de la osteopatía nos presentó la osteopatía craneal y visceral; no tuve estómago para seguir, porque aquello no había por donde cogerlo. Demasiado conformista había que ser para permanecer impasible, y decidí dejarlo estar.
La Medicina Basada en Evidencia fue calando en nuestra profesión, algo que conseguí advertir en Londres, donde empecé a formarme con el NOI Group en neurodinámica y dolor. Gente como Butler, Moseley, Luomajoky, Beames, entre otros, nos miraban con cara extraña a los que comentábamos esto de la osteopatía como evolución de la fisioterapia en España. Gente que no había abandonado su rol ni su atribución de fisioterapeutas, que basaba en la ciencia su trabajo clínico y docente, me obligó a cambiar radicalmente el chip, a ser mucho más crítico, y a revisar el camino hasta entonces andado.
Cuando mis compañeros y alumnos me piden una opinión acerca de la utilidad de animarse a estudiar osteopatía, lo primero que les digo es que piensen bien hacia donde quieren dirigir su formación, y que se informen de lo que la osteopatía puede ofrecerles.

Si el fisioterapeuta es consciente de las limitaciones conceptuales de la osteopatía, pero permanece atento a todo lo bueno que pueda aprender, siempre sin olvidar su identidad de fisioterapeuta, y manteniendo una capacidad de razonamiento clínico abierto, sin procederes injustificadamente prefabricados, los aportes de la osteopatía pueden ser óptimos.

Si el alumno simplemente pretende seguir la corriente de la moda, sin pararse a valorar las implicaciones de lo que le enseñan, puede que acabe gastando tiempo y dinero para acabar haciendo crujir articulaciones "porque sí" y, lo que es aún más lamentable, creyendo que con ello está por encima de otros profesionales con menos espectáculo en su praxis."
                           C. Cubas. Miembro Fundador de La Sociedad Española de Fisioterapia y Dolor.
 _________________________________________________________________________

"Si pretendemos averiguar qué esconde la osteopatía y en qué se diferencia de la fisioterapia debemos basarnos en los fundamentos de las mismas y no tanto en las técnicas. Lo que define a la osteopatía no son las técnicas que realizan. Estas además constituyen un enfrentamiento entre disciplinas como sucede con las técnicas de manipulación, que aun hoy, se disputan la exclusiva fisioterapeutas, osteópatas y quiroprácticos.

Los fundamentos de la osteopatía son los principios osteopáticos. Las técnicas pueden ser útiles siguiendo un razonamiento clínico adecuado, lo que debe someterse a estudio son los principios de la osteopatía sobre los que se basa su toma de decisiones en la clínica. Sobre ellos quiero hablar hoy. Los principios osteopáticos constituyen el gran error dogmático de la osteopatía:

1º principio: la estructura gobierna la función.
“Allí donde la estructura es normal y armoniosa, la enfermedad no puede desarrollarse, y si, por azar, ella llega a forzar la barrera y la defensa orgánica, será rápidamente cercenada”.

Still consideraba el cuerpo humano simplemente bajo su aspecto biomecánico, como una máquina. Modelo estructuralista donde los haya, la osteopatía sugiere que el movimiento se sucede porque la estructura está preservada. A día de hoy, sabemos que no existe una correlación clínico-radiológica fiable, que el dolor puede darse sin daño estrutural y por tanto puede alterarse la función sin existir una alteración de la estructura y existir una alteración estructural con la función preservada. Por tanto, esa afirmación que puede darse en un momento dado, tomado como algo absoluto que siempre se sudece resulta del todo equivocada y obsoleta.

2º principio: la unidad del cuerpo.

“El hombre es en su totalidad un solo ser integrado por tres personas: cuerpo, movimiento, espíritu. Para obtener buenos resultados, debemos adecuarnos a las verdades de la naturaleza y viajar en armonía con ellas”.

Todas las disciplinas sanitarias oficiales aceptan que existe relación entre distintas áreas del cuerpo y que una articulación pueda afectar a otra adyacente. También hay descritos mapas de dolor proyectado o referido, del mismo modo que hay descritos patrones de dolor para patología visceral. En ese sentido, relacionar afectación del hígado o de la vesícula biliar con dolor en la parte posterior del hombro o región escapular no es descabellado. Ya a principios de siglo Charcot describió el brazo doloroso hepático. Hansen y Von Staa (1938) en los trabajos de Head y Mckenzie, demostraron la correspondencia entre síntomas reflejos y trastornos de los órganos internos, siguiendo una distribución metamérica y homolateral.
La medicina, hoy por hoy, acepta que una afectación de un órgano o víscera pueda proyectar un dolor referido. De esta forma el dolor referido del hígado y la vesícula biliar se describe en el cuadrante superior derecho y se ha constatado que pacientes con afectación de la vesícula refieren dolor en esa zona, de lo que no hay evidencia ninguna es de la eficacia y validez de las técnicas de la osteopatía visceral.

Las partes del cuerpo están relacionadas, pero la osteopatía va un poco más allá y sobredimensiona ese concepto. Utilizando de manera socorrida el término holístico, la osteopatía establece una relación de todo con todo, donde el cuerpo es una unidad y basándose en teorías anatómico-fisiológicas enrevesadas consigue conectarlo todo.

Este, quizás sea el lastre que más arrastra la fisioterapia en España por su vínculo tácito con la osteopatía: lo holístico.

Porque ya no es que relacione estructuras alejadas en el organismo estableciendo unas cadenas lesionales hipotéticas, es que cómo todo influye, debemos conocer a fondo todos los aspectos que rodean al ser humano: la alimentación, traumas de la infancia (el parto, el primer trauma, claro), las energías (rollos orientales), las fascias que lo envuelven todo...

3º principio: la autocuración

“El microbio no es nada, el terreno lo es todo”.

De esta guisa, Still se afrentaba con los médicos de su época, para establecer el principio de defensa o de inmunidad natural donde proyectaba claramente su visión ultramecanicista y “naturalista” (en su versión mal entendida) dode la salud era interpretada como el mantenimiento de la homeostasis (capacidad del organismo para mantener la estabilidad de sus constantes fisiológicas).

4º principio: la regla de la arteria es absoluta.

“Si la circulación sanguínea se efectúa normalmente, la enfermedad no puede desarrollarse porque nuestra sangre lleva y transporta todos los elementos necesarios para asegurar la inmunidad natural y luchar contra las enfermedades”.

La ley de la arteria, viene a decir que cuando hay una perdida de movilidad diminuye la circulación sanguínea del tejido afectado, que puede llegar incluso a una isquemia, dando lugar a irritaciones, inflamaciones e infecciones producidas por estos problemas de irrigación. Esto en verdad no es decir gran cosa, por lo menos no como para tomarlo como un principio. La regla de la arteria es absoluta-mente falsa si tomamos de forma literal que si no hay un problema circulatorio no hay enfermedad, pero bueno, si a donde quería ir a parar el bueno de Still, era a aquella otra frase de “El movimiento es la vida”, está bien, aceptamos pulpo.

No es que no sea cierto que la estructura no influya en la función, ni que las partes del cuerpo no estén relacionadas entre sí, ni que no tengamos un sistema inmune o endocrino, ni que la circulación no influya en el trofismo del tejido, es simplemente que no son fenómenos tan relevantes ni se dan en términos tan absolutos como para alzarlos a principios y predicar un fanatismo biomecánico.

También es cierto que hay que entender a este hombre en su tiempo, en el contexto de su época, estamos hablando de hace más de 100 años, por aquel entonces no existía la MBE. La osteopatía si no quiere desaparecer, debe adaptarse al siglo XXI, debe abandonar el halo pseudo mágico naturalista antimedicina y magufo y abrazar la ciencia. Debe deshacerse del sentimiento de traición contra su creador y entender que el conocimiento conduce el camino y no es el camino el que conduce el conocimiento.
Algunos capítulos de la historia de la medicina o de la fisioterapia, también son para llevarse las manos a la cabeza, pero no es más que eso, historia, porque los conceptos van evolucionando. La osteopatía debería hacer lo mismo. No todo es desechable, los osteópatas también son grandes conocedores de la anatomía, “Anatomía, anatomia y anatomía”, que decía Still, pero deberían reciclar algunas de sus actuaciones y desechar las que abrazan el oscurantismo, como la terapia craneo-sacra.:
Los estudios sobre el ritmo craneosacro concluyen que no hay fiabilidad interevaluador. Cada uno siente un ritmo y cadencia distinta.

Hay poca investigación y la poca que hay viene a decir que no es recomendable ni fiable el uso de la terapia craneosacral:
                                                                                                                Rubén Tovar.

 ____

"En algunos países se hace una osteopatía más convergente con la medicina y sus siempre cambiantes y en evolución principios y bases. Todo lo que se demuestre y compruebe puede pasar a formar parte de la medicina y los conocimientos de todas las ciencias de la salud. Las teorías falsas deben ser abandonadas tal y como lo han sido muchas teorías de la medicina. Las terapias que se compruebe que son ineficaces deben ser abandonadas.

La osteopatía craneal carece de bases científicas y debería dejar de practicarse y enseñarse, excepto como historia. Se podrían salvar conocimientos sobre la anatomía craneal sin aplicación terapéutica, pero no el principio básico de la respiración primaria. No existe. 

 Las bases de la osteopatía visceral aceptadas como verdades por muchos osteópatas, carecen de pruebas. Las terapias de osteopatía visceral no han mostrado funcionar para las patologías que pretenden tratar. Deberían dejar de practicarse y limarse para dejar solo lo poco que se pueda salvar.

Las bases de la osteopatía estructural y los principios más básicos de Still son falsos. No pueden tomarse como principios absolutos. Son dogma, no ciencia. Deberían dejar de enseñarse excepto como historia. Algunas técnicas de osteopatía estructural han mostrado que sí son válidas, pero deben ser comparadas con otras técnicas de terapias manuales que en muchas ocasiones superan su efectividad.

Hoy día los osteópatas norteamericanos son equivalentes a médicos. Sin embargo han abandonado muchas de las antiguas teorías que aquí se siguen enseñando."
                                                                                                    Samuel Franco Domínguez
--------

" (...) Ahora un poco más en serio, no creo que la “osteopatía” y pongo el entrecomillado para resaltar que hablo de la osteopatía desde un marco conceptual puramente teórico, sea algo del pasado, pero sí creo que sus principios teóricos, su base de sustentación tiene poca cabida en el ámbito científico sanitario actual. 
Las técnicas son técnicas. La terapia manual es terapia manual y la osteopatía es osteopatía. Confundirlos es algo que se facilita desde las escuelas de osteopatía. Nadie tiene que renunciar a su praxis. Lo que se aconseja es que se sea coherente con la misma, en este caso, desde una carrera de ciencias sanitarias, debe exigirse que sea coherente con la ciencia. ¿Osteopatía basada en la ciencia?"
                                                                                                                                             Villovi

Ya para culminar, aquellos que estén interesados en leer más sobre lo que se ha venido tocando en esta entrada y ya desde el punto de vista de lo que es CIENCIA y PSEUDOCIENCIA especialmente relacionado con la terapia craneosacral, los invito a leer http://desdeoceanomar.wordpress.com/2011/12/01/criterio-de-demarcacion-cientifica-a-proposito-de-la-osteopatia-craneal/


Si has llegado hasta aquí: FELICIDADES...Terminada la entrada me anoto a la aclaratoria de algunos blogueros colegas, citados anteriormente: Me gustaría dejar claro nuevamente que todo lo dicho aquí no hace que deje de tener respeto y admiración profesional a algunas personas con formación en osteopatía (autocríticas), algunos de los cuales son mis amigos(as) y colegas, pero no por ello tenemos que pensar de la misma forma. Así que espero que nadie se haya sentido ofendido por lo aquí expuesto y me uno a la invitación que estos colegas han hecho en su momento, así que invito a los lectores a aportar datos y bibliografía que confirmen o desmientan lo que aquí logré recopilar de algunos expertos en el área, pero eso sí: con respeto, la idea es informar y compartir CON BASE. 

Cabe destacar que hay mucho más por la red, pero yo tomé aquella información basada en la CIENCIA y no en LA EXPERIENCIA, repito nuevamente, si existe algún estudio que replique lo compartido aquí con gusto lo publico, la idea es hacer de nuestra profesión una CIENCIA, y que el ser osteopata o no, no le quita ni le da a la Fisioterapia ( de esto hay un montón de comentarios, pero la verdad preferí no entrar en más "rollos" pues la idea no es atacarse unos a otros, así que preferí no comentar acerca de ellos, considerando que al menos en nuestro país todos tenemos como base LA FISIOTERAPIA, cosa que nos ayuda un poco con relación a otros países de Europa donde cualquiera puede acceder a estudios de Osteopatía y que lamentablemente muchos "ostéopatas olvidan " no importa a donde vayas sino de donde vienes")

Juan Di Leo: "conocer la ciencia para aplicar el arte"

martes, 6 de marzo de 2012

Hablemos el mismo idioma: Cuestiones de Dolor Vertebral. Red an Yellow Flags.

CUESTIONES DE DOLOR VERTEBRAL

Existen razones para pensar que el manejo del dolor vertebral ha sido erróneamente tratado en gran escala a nivel mundial y por lo tanto, diferentes instancias han promulgado orientaciones para mejorar la calidad del modelo asistencial. Aproximadamente desde el años 2006 se ha dado mayor importancia a esta situación. Numerosas conferencias de consenso, publicaciones y revisiones de evidencia científica sobre el tema han emitido documentos y recomendaciones dando lugar a importantes cambios en el estudio del dolor y el uso de las terapias (farmacológicas, físicas y quirúrgicas) como consecuencia de los estudios realizados y publicados tanto para el dolor agudo como para el crónico y así surge el ‘‘modelo  biopsicosocial’’ en el estudio y manejo del dolor vertebral mecanico degenerativo. 



En el estudio de la discapacidad por dolor lumbar se ha comprobado la gran importancia que  juegan los factores psicosociales en la génesis, evolución, limitaciones funcionales y desinserción social de los pacientes


En las revisiones efectuadas se han mencionado como causas o errores de este fracaso en los  resultados las siguientes



1. Haber puesto un ‘‘énfasis excesivo en el diagnóstico estructural’’, es decir, en el diagnóstico anatomorradiológico: hernias discales, señales radiológicas de degeneración (discopatías, síndromes facetarios). Uno de los hallazgos es la ‘‘gran discordancia clinicorradiológica’’. Se ha confirmado la frecuencia de discopatías y de cambios radiológicos degenerativos en las articulaciones posteriores asintomáticos, es decir, sin manifestaciones dolorosas. Para leer más sobre las nuevas directrices en el uso del examen por imagen en la lumbalgia clic aquí.

2. Prescripción excesiva de reposo en cama. Como bien dijo Wadlel en 1980: ‘‘hemos prescrito incapacidad en el dolor lumbar’’.

3. Énfasis excesivo en el diagnóstico psicógeno: ‘‘se supone que todos los factores orgánicos han sido considerados’’. El médico, habiendo agotado sus recursos, decide que la única alternativa es la explicación psicológica.

4. Multiplicidad de intervinientes: proponen tratamientos en función de sus creencias o de sus conocimientos.

5. Dificultad de muchos profesionales para aplicar las recomendaciones relacionadas con la actividad física, reposo, paradas laborales.

6. Desconocimiento de los factores psicosociales de paso a la cronicidad.

7. Desconocimiento del papel del disco, fuera de la hernia discal.

8. El manejo osteopático: ‘‘lesiones para recolocar en su lugar’’ no corrigen las degeneraciones discales progresivas.

9. La utilización excesiva de la cirugía y de las técnicas de imagen avanzadas.

10. El uso excesivo de modalidades de terapia física pasivas: se ha comprobado que tienen escaso valor en el dolor crónico (Congreso del Dolor 2012).

De todo lo anterior, al menos para ofrecer una práctica clínica que se apoye sobre fuentes de información científicamente fiables derivadas de las conferencias de consenso, medicina basada en la evidencia y guías de práctica clínica hay que considerar los que se conoce como RED AND YELLOW FLAGS (banderas rojas y amarillas en el dolor de la columna vertebral) que dan una orientación en el manejo y tratamiento efectivo del dolor en la columna vertebral:


1. Las banderas rojas son indicadores clínicos de posibles condiciones subyacentes graves que requieren intervención médica adicional. Las banderas rojas fueron diseñadas para su uso en el dolor agudo de espalda baja, pero el concepto subyacente se puede aplicar de manera más amplia en la búsqueda de grave patología de base en cualquier presentación del dolor.



De esta manera Se considera‘‘enfermos de estudio rápido o urgente’’ a aquellos que presentan síntomas o signos "red flags"  (banderas rojas), relacionados con lumbalgias o lumbociáticas sintomáticas



Tomado de  Medical Practice Guidelines Hunter Integrated Pain Service. Nov 2005


Tomado de “El dolor lumbar”, Rehabilitación, 2011

Las banderas rojas permiten un uso adecuado de los examnes paraclínicos, restringuiendo sus uso a las mismas. 

2. Las banderas amarillas son indicadores psicosociales que sugieren un mayor riesgo de progresión a largo plazo, la angustia,la discapacidad y el dolor. Las banderas amarillas se han diseñado para su uso en el dolor agudo de espalda baja. En principio se puede aplicar más ampliamente para evaluar la probabilidad de aparición de problemas persistentes de cualquier presentación dolor agudo.


Las banderas amarillas se refieren a las actitudes del paciente y las creencias, las emociones, los comportamientos, la familia y el lugar de trabajo. El comportamiento de los profesionales de la salud también pueden tener una influencia importante.

Los factores clave a considerar (Banderas amarillas) para el dolor de espalda baja son los siguientes:

• La creencia de que el dolor es perjudicial o incapacitante.
• Miedo-conducta de evitación (evitar la actividad por miedo al dolor)
• Bajo estado de ánimo y aislamiento social
• La expectativa de que el tratamiento pasivo en lugar de participación activa será de ayuda.

La presencia de banderas amarillas puede poner de relieve la necesidad de abordar determinados factores psicosociales, como parte de un enfoque de gestión multidisciplinario.

Algo que debe de quedar claro:  Las “banderas amarillas” representan la dimensión psicosocial y deben de ser consideradas durante la valoración/evaluación ya que actúan como importantes factores de riesgo para la aparición de problemas crónicos. Las directrices recomiendan que se consideren las “banderas amarillas” ya en la primera visita, y que se realice una exploración si el dolor no ha remitido en un plazo de 2-4 semanas. No obstante, esta recomendación está muy lejos de la práctica clínica actual. Hay que admitir que muchos hacen un trabajo excelente, pero otros ni siquiera piensan que el dolor agudo de espalda sea un factor de riesgo, situación que se refleja en muchas investigaciones.


De esta manera creo ya quedan claras algunas cosas y una de ellas es que definitivamente hay que unificar criterios para poder TODOS HABLAR EL MISMO IDIOMA y no que el médico traumatólogo diga una cosa, el neurocirujano otra, el Médico Fisiatra (Médico Rehabilitador) otra y cada Fisioterapeuta diga otra, trayendo a la larga consecuencias en el participante/paciente, pues mientras todos nos ponemos de acuerdo ya se ha CRONIFICADO EL DOLOR CON TODAS SUS CONSECUENCIAS, pudiéndose evitar desde la primera consulta!. Lo otro que debe de quedar claro son los FACTORES PSICOSOCIALES DEL DOLOR y la influencia que pueden tener en la percepción del dolor y por último, dejar de estar sugiriendo a cada quien que le duela la columna que se ¡haga una radiografía!




jueves, 1 de marzo de 2012

¿Todos los ejercicios son buenos?

¡Nossa nossa - OMG - Oh my GOD - DIOS MÍO! cuando veo un/una instructor(a) o fisioterapeuta haciendo algunas posiciones de algunos "métodos, técnicas, corrientes o simplemente MOVIMIENTOS"  sonriendo como si fuera una gran hazaña, me pregunto si no escucha a su "cuerpo gritar", me explico: ¿cómo alguien que sabe de biomecánica y que tiene por función prevenir la lesiones hace lo contrario?, bueno no caeré en crítica alguna, sólo haré una reflexión acerca de unas posiciones que he visto en repetidas ocasiones en diferentes ámbitos, reflexión que espero se extienda a toda la población general practicante de estas modalidades. Ya lo que cada quien quiera tomar en cuenta se lo dejo a libre elección, yo cumplo con mi función de promover salud, prevenir enfermedades y estar a bien con mi conciencia.

Las posiciones a las que me refiero en esta entrada tienen diferentes nombres, Arado, Vela, entre otros, pero para mi como Fisioterapeuta, es tan simple como una posición de ¡HIPERFLEXIÓN CERVICAL!

                       Arado                                          Vela

Y se dirán algunos: Ajá y ¿qué pasa? son posiciones por decirlo así MILENARIAS, DE TODA LA VIDA...

OK, a lo que respondo lo siguiente:

Que haya existido toda la vida no quiere decir que sea bueno para la salud!, me explico, si analizamos los pro y los contra de estos ejercicios son más lo CONTRA que los PRO, sin contar que existen ejercicios alternativos SEGUROS para conseguir los PRO u objetivos que se buscan con este ejercicio (que como ya se mencionó no es más que el estiramiento). 

Contras:


• Daño en discos intervertebrales, vértebras cervicales y alteración de estructuras radiculares, generándose compresión del paquete vásculo nervioso (que puede estar acompañado de mareos por el pinzamiento de los nervios raquídeos)

• Sobreestiramiento ligamentoso y muscular.

• Desplazamiento del núcleo pulposo hacia la parte posterior del disco, produciendo tensión en el anillo fibroso, de forma que produce tensión excesiva en él, lo que podría desembocar a largo plazo en una "hernia discal".

• En el ejercicio de estiramiento dorso-lumbar denominado "arado", además de la hiperflexión cervical se dificulta la ventilación por compresión de la caja torácica, especialmente si existe un cúmulo de tejido adiposo en la región abdominal. En este ejercicio, extender las piernas por detrás de la cabeza, alejándolas de ésta, incrementa la carga sobre el raquis cervical al transferir el peso del cuerpo sobre éste.

• Peligro para personas con osteoporosis por riesgo de fractura, debido a las grandes fuerzas compresivas sobre la columna cervical.

• Tensión en los músculos posteriores y fascias del cuello

En otras palabras, desde la perspectiva de la SALUD, este ejercicio debería de ser evitado, ya que hace trabajar biomecánicamente a la articulación fuera del radio acción saludable de ésta, forzando a la misma. 

Y OJO, los entrenadores de EQUIPOS DEPORTIVOS (sobre todo los futbolísitcos) no escapan de esta reflexión y lo digo con base en la experiencia propia, pero bueno ha pasado mucho tiempo de eso, más actualmente no se justifica que personas preparadass para PROPORCIONAR SALUD aún no hayan caído en cuenta del poder lesivo de estos movimientos.

Y aprovecho para mencionar que esto mismo sucede durante la realización de los ejercicios abdominales con las manos ¡detrás de la cabeza!.

Bien, una vez reflejado el problema, para aquellos que quieran hacer ECO de la PREVENCIÓN de LESIONES, los ejercicios alternativos pueden ser: 


Pudiera decir más, pero creo que la idea se entiende y la autocrítica queda a disposición de cada quien.